Uncategorized

Empezar desde cero

Dicen que para que uno se encuentre a sí mismo primero tienes que perderlo todo. Hoy me di cuenta que esa aseveración también aplica para los sueños. Estoy llegando del cine y la cabeza me está dando vueltas. Acabo de ver “Whiplash” y me siento trastornado. Para mí fue una película que me pegó en muchos sentidos. Para bien y para mal. La historia de este talentoso baterista golpeó mi ego y mis miedos. Me hizo ver que efectivamente perdí todo lo que creía haber construido. Pero al mismo tiempo le gritó de frente a mis sueños y anhelos. Me dijo que no pierde al que lo descalifican, sino que sólo pierde el que se rinde.

Estoy pensando muchas cosas. De lo que quiero hacer conmigo, con mi vida. De lo que representa el ser artista para mí, cómo quiero volverme artista y qué estoy dispuesto a entregar en favor de mi ser artista. Estoy pensando en lo que es el arte y lo que debería ser; lo que implica el arte y lo que representa. En la línea delgada que divide la disciplina de la obsesión. Estoy pensando en mí…en mis sueños…. en mi vida…

No creo que haya sido una casualidad que justo hoy viera esta película. Estoy seguro que esa fuerza mayor que controla el universo (llámenlo amor, Dios, Alá, Buda, wherever) me la envió de regalo… o advertencia, no sé; pero me daré el tiempo para entender este mensaje y sacarle el mayor provecho.Esto amo del cine, que cuando menos me lo espero… PUM! Me entrega verdades de mí que estaba evitando ver o que no podía ver.

Estoy en ceros. La página está completamente en blanco. El compás no tiene notas. Los diálogos aún no se forman en las palabras. El espacio está vacío. Es silencio está presente…  Las posibilidades vuelven a ser infinitas. Mi corazón late con fuerza. No sé a donde me vaya a llevar esto. Es más, ni siquiera sé si esta corazonada tenga un destino final. Pero una vez más, me he vuelto consciente de que estoy vivo.

6 comentarios en “Empezar desde cero”

  1. Haciendo un pequeño comentario, considero lo mismo que usted, que las casualidades no existen, son pequeños empujes para estimularnos a querer lograr lo que anhelamos, en el transcurrir de mi vida me han sucedido sutaciones similares, mal aprovechadas debo admitir.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s