Uncategorized

¡Gracias Mamá!

Dicen que la única persona en el mundo que te ama incluso antes de conocerte es tu mamá. Yo creo que esta afirmación tiene mucho de verdad. Sólo una madre puede hacer eso porque es la única persona que literalmente nos lleva dentro de ella. ¡Qué afortunados somos! ¿no? Nos formamos en el interior de alguien que nos ama sin ni siquiera habernos conocido. Si eso no es fortuna, entonces no se qué podría serlo.

Luego nacemos y ahí está nuestra mamá cuidándonos, alimentándonos y hasta limpiando nuestra mierda. Entonces crecemos y nos volvemos ingratos y le rezongamos, repelamos y damos el avionazo porque no logramos entender que todas las cosas que ella hace y dice están siempre cargadas de la mejor intención. Y sin embargo, en su infinito amor, ellas son capaces de olvidar e ignorar  todo esto para ver en nosotros todo lo mejor (es que incluso muchas veces ni nosotros mismos podemos ver). ¡Qué extraordinaria capacidad!

Estoy seguro que muchos de los que leen esto, y quien lo escribe, le damos su lugar a nuestra mamá siempre. Yo, personalmente, siento que con el paso de los años he aprendido a valorarla mucho más pero siempre me quedo con la sensación de que mis maneras de expresarle lo que siento por ella nunca logran mostrar lo inmenso de mi amor. Espero con esta pequeña entrada, poder mostrar un poco de lo que siento  por ella.

Tengo la mejor mamá del mundo. Se que suena trillado y que muchos piensan así, pero yo de verdad la tengo. Mi mamá es divertidísima. Hace chistes, alburea, se ríe de ella misma, de mí, de mi hermano y de la vida. Siempre logra encontrarle el lado bueno a las cosas y hace de cada momento algo especial. Además es súper consentidora, siempre nos compra sorpresas o nos hace de comer lo que más nos gusta y como cocina increíble pues se disfruta más estos detalles. Nos da consejos cuando se los pedimos y a veces también cuando no (ella siempre sabe cuándo necesitamos escuchar uno). De niños nos regañó con inteligencia, sin amenazas pero contundencia y siempre respetándonos como seres humanos (bueno, la mayoría de las veces, porque luego mi hermano y yo nos la prolongábamos y entonces mi má se olvidaba de nuestra humanidad y recurría al infalible madrazo).

Pero lo mejor de mi mamá es que siempre nos ha hecho sentir libres. Nunca ha sido aprehensiva  y nunca nos hizo sentir que tenía expectativas sobre nosotros. Nos ha dejado hacer y deshacer todo lo que hemos querido; aplaudiendo y presumiendo nuestros triunfos pero sin solapar ni resolver nuestros errores. Y para mí esta sensación de libertad fue lo mejor porque uno sólo puede sentirla cuando se siente verdadera  y completamente amado con todo lo que se es: virtudes, defectos, carencias, cualidades, con mi bondad y mi maldad.

Gracias mamiringa por siempre hacerme sentir que no necesito a hacer nada ni ser nadie más para ser amado. Por confiar en mí en todo momento y para todas las cosas. Por creer en mí, incluso cuando ni yo mismo creo en mí. ¡Te amo de aquí al sol y de regreso para siempre!

1 comentario en “¡Gracias Mamá!”

  1. Negrito, millones de gracias por tenerme en ese concepto, me dejaste sin palabras y sin con muchas lágrimas de satisfacción, felicidad y amor. Te amo de aquí al cielo y de regreso!!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s