actitud, aprendizaje, crecimiento personal, felicidad, motivación, transformar, vida

Grandiosos pequeños cambios

Mi propósito este 2019 es construir la mejor versión de mí mismo. Un propósito que puede resultar ambiguo y fácil de desdibujarse pero que también plantea un reto constante.

En estas primeras semanas del año he hecho tres cambios importantes para conseguir mi objetivo: incrementar mi actividad física diaria, mejorar mi alimentación y reducir/mejorar mi consumo de redes sociales. Estos “pequeños” cambios han tenido un resultado grandioso: mi autoestima ha mejorado de una forma que nunca me imaginé.

Desde hace seis semanas estoy ejercitándome al menos 30 minutos diarios. Al menos 3 días a la semana salgo a correr y cada día lo disfruto más. Los días que no salgo a correr, me voy en bicicleta al trabajo o salgo a caminar. Y los fines de semana intento al menos salir a caminar un rato (aunque los dos últimos fines de semana me ha dado por salir a correr también) o hacer algo de yoga.

En la alimentación he decidido consumir productos orgánicos y reducir mi consumo de carne y dulces considerablemente. Estos cambios me han hecho descubrir que la comida vegetariana/vegana es más rica de lo que me imaginaba (y además mejoran mi impacto ecológico). Este cambio también me ha hecho sentir más ligero y con mucha energía durante todo el día. Claro que sigo comiendo carne, chocolates y helado pero ahora lo hago sin sentirme culpable y lo disfruto de otra manera.

Sin embargo, el cambio más importante que he tenido este año ha sido en mi consumo de redes sociales. En año nuevo borré la aplicación de Facebook en mi celular, y eso ha reducido cañón el tiempo que paso en el celular (según el reporte de mi teléfono pasé de 24hrs a la semana en diciembre a 17 horas, siendo los fines de semana en la noche cuando más uso mi celular), volviéndome más productivo. También dejé de seguir cuentas de mamados/guapos egocéntricos en Instagram. Seguir cuentas de gente que no conozco sólo por su físico le hacía mucho daño a mi autoestima. Desde que hice ese cambio, me siento mucho mejor con mi cuerpo y estoy empezando a entender la belleza desde un lugar más real y saludable.

Con estos grandiosos pequeños cambios he aprendido algo muy importante sobre llegar a la mejor versión de mí mismo: esta versión de mí está en constante cambio. Entender esto ha sido maravilloso porque me ha relajado un chingo y, al mismo tiempo, me ha mantenido motivado muchísimo. Cada día tengo la oportunidad de ser la mejor versión de la persona que quiero ser. Por eso, ahora, cada mañana sólo intento ser la mejor versión de la persona que puedo ser ese día.

 

1 comentario en “Grandiosos pequeños cambios”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s